BLOGGER TEMPLATES AND TWITTER BACKGROUNDS »

1/1/11

Ya eran las cinco de la tarde y mis padres se fueron a visitar a mi abuela, no llegan hasta mañana en la noche. Mi hermano había organizado una fiesta... Pase, toda la tarde con mi hermana y mi mejor amiga. Luego, Cecilia se fue a su casa a cambiarse. Nosotras también nos cambiamos, y bajamos a la fiesta. Eran las 9 pm. Agarre dos cervezas, una le di a Soljade y la otra para mi... Ya estaba llena la casa, la música perturbaba mis oídos, mi hermana fue a bailar y yo me quede sentada con la cerveza en la mano... 

Mi hermana ya había dejado de bailar y el muchacho no le quitaba los ojos de encima.
-¿No vino tu Adán?- puse los ojos como platos.
-Shh... cállate, que alguien te puede escuchar- lo mire y estaba detrás de ella-, o el mismo. 
-Hola, escuche mi nombre y vine a ver quien hablaba de mi. 
-Con que tu eres Adán. ¿Sabes? He escuchado mucho de ti- ¿Que pretendía que hacia? 
-Mentira- negué.
-¿Así? ¿Y quien hablado tanto de mi? Si se puede saber, claro esta.
-Mi querida hermana- me señalo.
-¿Y que tanto habla de mi?- ahora me miro a mi, yo por supuesto debía estar roja, como un tomate.
-Me ha dicho tantas cosas- estaba cruzando los dedos para que no dijera lo que tenia pensado decir-, me contó lo que paso en el baño- Tranquilízate, Alex. Ya le dijo y no puedes hacer nada... Adán abrió los ojos como platos. No se lo esperaba. 
-Si me disculpan, voy al baño- me pare, casi corria. ¡Que vergüenza! Me metí en el baño, puse mis manos a los lados del lavamanos y me mire en el espejo. Estaba roja, como no debía estarlo con tal semejante confesión de mi hermana. Respire hondo y salí. El me agarro saliendo del baño y me metió en mi habitación.
-Me ha contado todo, Soljade. 
-¿Todo?- lo mire a los ojos, y me arrepentí, otra vez el deseo de abrazarlo y besarle volvió a mi.
-Si todo- sonrió.
-Específicamente, ¿Que te contó?
-Que... que estas enamorada de mi, que quieres que te bese o aun mas, que querías que hubiera ocurrido algo mas en el baño de Esperanza, que algo mas que caricias y besos- le di la espalda, el puso sus manos en mi cintura y volteo, levanto mi barbilla para que lo mirase- ¿Eso es verdad?- Asentí-. ¿Deseas que te aga mía, tanto como yo lo deseo?- ¿Lo deseaba? ¿El deseaba que fuera suya? ¿Deseaba hacerme el amor?
-¿De verdad lo deseas? Quiero decir ¿Me deseas?
-Si- miraba mis labios, lo suyos estaban entreabiertos. Se estaba acercando, cada vez mas.
Suavemente presiono sus labios contra los míos. Le respondí al beso y seguí su ritmo. Puse mis manos en su pelo y el en mi cintura, pegándome mas junto a el. Empezó a meter su lengua dentro de mi boca. Luego, mi lengua se entrelazo con la de el. Chupo mi labio inferior con suavidad. Beso mi mejilla, luego fue bajando al área donde se encontraba mi quijada, beso mi cuello y lo lamió. Metió su mano dentro de mi blusa y pellizco un poco mi pezón. Solté un gemido ansioso. Él sonrió más fuerte. Levanto mi rostro con sus dedos y guiando mi boca hasta la suya.
Solo bastó del roce de nuestras bocas y una leve mordida en mi labio inferior para que todo se encendiera en mí. Pasé mi pierna por su cuerpo y me coloqué a horcajadas sobre él. Su erección acariciaba mi vientre. No pude evitar sonreír. Apretó mis nalgas. Mi espalda se arqueó y mi boca soltó un suspiro. Me quito la Blusa con desespero, llevo su lengua a mi pezón derecho. Sentí que mis ojos se salían de sus cuencas cuando lo mordió delicadamente y enseguida empezó a lamer desesperado, mis dedos se enredaban en su cabello. Me quito el Pantalón en un abrir y cerrar de ojos, dirigió su mano a mi centro y acaricio mi botón mientras su lengua se pasaba al siguiente pezón.
Enredé mis dedos más fuerte en sus cabellos y mordí mis labios en un intento de no gritar, siguió lamiendo mientras que su mano actuaba mas ruda contra mi feminidad. Empecé a apretarme contra su cuerpo ansiosa de sentir más contacto. Moría porque entrara dentro de mi… pero ya! Metió uno de sus dedos al centro de mi excitación. Metió otro dedo y mis piernas se enredaron en su cadera… Se quito los pantalones  para dejarme ver una enorme erección, lo guié a mi entrada. Mordí mi labio mientras trazaba círculos frenéticos sobre su dureza.
Empujaba sus caderas hacia arriba y sus manos restregaban mis caderas.
Gemí soltando el aire de golpee y cabalgue con más fuerza. El placer era infinito. Me beso mientras me convulsionaba sobre su cuerpo y él seguía restregándome y penetrándome. Algunos minutos después cuando por fin desaparecieron los espasmos y calambres deje caer mi cabeza sobre su hombro. 

8/1/10

Mi hermana

Me levante al otro día. No sabia que pensar de mi comportamiento. Actué completamente estúpido, casi me entregaba Adán en el baño de la casa de Esperanza. ¿Si no hubiera sido por mi hermano que hubiera pasado? ¿Me hubiera echo el amor? ¿O yo hubiera recapacitado? ¿Porque sentía tantos deseos de que me hiciera el amor? ¿Porque deseaba tanto tenerlo dentro de mi? ¿Porque quería que me besara y acariciara? ¿Porque? Pero no obtuve respuestas a las preguntas... Una vocecita en mi cabeza decía que lo amaba. Pero era completamente ilógico. Yo amo a Juan ¿O no?

Me metí a la ducha, me jabone. Me pase la esponja por todo el cuerpo, queriendo que fueran sus manos. Me salí de la ducha y me dirigí a mi habitación, pero cuando llegue mi hermana estaba sentada en mi cama. El aspecto externo de mi hermana era hermoso, como su interior. Era alta y rellenita, se podría decir que tenia 27 o 28. Su pelo desde las raíces del cuero cabelludo era ondeado, pera las puntas eran lisas, negro. Tenía unos ojos pequeños, muy hermosos y marrones. Me abrazo.
-Feliz año nuevo, hermanita- mis lagrimas salían sin cesar. Hacia mucho que no la veía. La extrañaba tanto.
-¿Que haces aquí?
-¿Acaso quieres que me valla?- pregunto ofendida.
-No, nunca. Te quise preguntar: ¿Que haces aquí? Porque casi nunca te veo por aquí...
-Es que quise visitar a mi familia. Ahora vístete, que tienes mucho que contarme- me guiño el ojo.
Me vestí lo mas rápido que pude. Me puse unas converse, un jean y una playera azul. El ultimo recuerdo que tengo de mi hermana y yo, es que estábamos en la playa el día que se iba a ir a los Estados Unidos. 
Salimos a la heladería. Ella pidió uno de chocolate y menta y yo de chocolate y fresa. Ella me contó de Aaron, un chico que esta enamorada. Pero el la ve como una simple amiga. Me contó de todas las cosas que ha echo, de sus amigas: Leslie y Gabriela. De cuanto las quería. Que metía las manos al fuego por esas chicas.
-¿Quien es Adán?- puse los ojos en blanco, ¿Como supo de Adán?
-¿Adán?- me hise la desinteresada-, Es el primo de Esperanza.
-No me engañes. ¿Que es para ti?
-¿Como sabes de el?- la mire a los ojos.
-Esperanza me dijo que el 31 se metieron los dos en el baño. Luego, que no dejaban de mirarse. Como desearan que todo ellos se fueran- ¿¡Que!? 
-¿Que diablos dices? Nosotros no estuvimos en el baño. Miente Esperanza- ¡Maldita!  
-¡Mientes! Arrugas la frente cuando lo haces. Vamos confía en mi- me agarro la mano-, dime la verdad.
Le conté todo. Con pelos y señales. Ella solo decía: Oh. O estas perdida hermana, te enamoraste. ¿Como puedo saberlo? Si ni siquiera yo lo se. De solo pensar en el tenia las ganas o el deseo de verlo y abrazarlo. 
-Olvida lo que paso con Juan. Date una oportunidad amar- Me abrazo y se fue a su habitación. 










Haha' Strelly yo también me pregunto; Si no hubiera sido por su hermano que hubiera pasado? Así aprendemos hermanita xdd' Bueno, hermanita este cap es para ti*-* aunque no seamos hermanas de sangre te quiero&te querré siempre<3 Gracias por estar hay cuando te necesite. Si tu caes yo daré mi mano para ayudarte a levantarte. Si tu lloras, yo también lo are. Cuando me necesites yo te ayudare, solo echa un ringt(LlamadaXD) aunque estemos a kilómetros de distancias siempre te llevare en mi corazon:P ¡TE QUIERO, HERMANA! 

7/1/10

Deseo

Pasaron dos meses, ya era 31 de Diciembre. Ya viene año nuevo y como dicen por hay: “Vida nueva”. Ya había anochecido. Estuve todo el día con Cecilia buscando un vestido para estrenarlo hoy. Me puse el vestido que me compre. Bueno, no era prácticamente un vestido, era una falda azul que era a mitad del muslo y una camisa negra con botones. Me lo puse con una media panty negra y unos tacones negros.

Salí porque afuera me esperaba mi hermano porque estas navidades nos tocaba pasarla con la familia de Esperanza. Era una tradición, un año a que Esperanza y otro aquí, en mi casa. Mi hermano estaba ansioso por llegar, ¿Quien hubiera dicho? El muchacho se nos enamoro. Nunca antes lo había visto así con las demás chicas con que salia. En cambio yo, sigo estancada en un amor muerto. Yo se que esas no debería ser la palabra, pero es que es verdad.
Cuando llegamos el saludo a su suegra y fue a la habitación de ella. Subí las escaleras y fui al baño. Me retoque el maquillaje y baje. Allí estaba Adán. Mi corazón empezó a latir a mil por hora, por hora no por segundos. Que extraña sensación. No había sentido una cosa así desde que estaba con… ¡No! Eso no es posible. ¿O es posible? ¿Me estoy enamorando de Adán? No. Negué. El estaba extremadamente hermoso, el esmoquin se ajustaba perfectamente en sus músculos. Me mordí el labio. Era realmente sexy ese hombre. Mis pensamientos fueron interrumpidos por el hombre al que estaba mirando.
-Hola, Alex. Estas hermosa- me miro de arriba abajo, me sentía desnuda con su mirada. Yo trague saliva.
-Gracias. Tu tambien te vez bien...-, Sexy. Me mordí el labio.
Estuve toda la noche mirando a Adán, no pude dejar de mirarlo era extraño pero me gustaba. Mis pies se movieron por si solos. Jale un poco su saco para que me siguiera. Entre al baño, me mire al espejo. ¿Que estaba haciendo? Iba a salir pero el entro. Lo mire a los ojos y había deseo en ellos. No me podía aguantar mas y lo bese. Me beso como nunca antes me habían besado- aunque no tuviera muchas opciones, solo había besado a una persona-, nuestras lenguas se encontraron, su lengua recorrió cada parte de mi boca. La mía hacia lo mismo. Nuestras lenguas danzaban. Mordí su labio. El acaricio mi pierna, la subió a su cadera y me apretó mas a su cuerpo. Tocaba mis pechos, los masajeaba. Eche mi cabeza hacia atrás. Lo deseaba, deseaba que me besara, que me acariciara y mas deseaba que me hiciera suya, que me hiciera su mujer. Sentía su erección en mi entrepierna, estaba húmeda. No aguantaba mas y empece a desabotonarme los botones de la camisa, pero algo me interrumpió, estaban tocando la puerta. Me tense.
-Alex abre, mama dice que tienes que bajar porque ya se acercan las doce. Te esperamos abajo, ¡No tardes!- mire a Adán.
-Bajemos- me abotone los botones que me había desabotonado y abrí la puerta, pero Adán me agarro por el brazo y me jalo. Me estampo un beso en los labios. Yo le seguí el beso, pero no por mucho tiempo. Baje como si nada, el se tardo un poco.






¡HAY POR DIOS! No se si estuvo bien o mal como describí ese "deseo" pero es que yo no he sentido nada de eso. Me guié por como lo describe Kokoro&sus amigas(: espero que les guste. No quiero decepcionarla*-* Las quiere su amiga&hermana xdd' Nina<3

20/12/09

Otro dia

-Hum... Tu hermano me dijo que el lunes cumpliste años el lunes y quise traerte este pequeño regalito... Hum, espero que te guste-Saco una cajita de la guantera... Le quite la tapa superior, me encontré con un collar de oro, con un dige de estrellita... Era hermoso.

-Es hermoso, gracias...- le sonreí-, hum... ¿Me ayudas?-Me di la vuelta para que el me pusiera el collar.
-Me alegra que te haya gustado.
-¿Tu donde estudias?
-En la URBE.
-Ah okay, pero no te molestes en llevarme. Yo sola me puedo ir...
-No, para mi no es ninguna molestia.


Fuimos platicando en el camino, yo le preguntaba preguntas al alzar como; ¿Cual es tu estación favorita? ¿Que día cumple años?... No las pasamos muy bien, el camino se hiso menos corto a medida que mas platicábamos... Ya era hora de irme a clases aunque no quisiera bajarme del coche. Me despedí rápido... Entre a mi primera clase y luego a la otra, y la otra... hasta que por fin concluir todas las clases. Camine a la parada de autobús. Pero un auto que lo reconocí inmediatamente empeso andar al lado de mi...


-¡Sube!-Me animo Adán.


Abrí la puerta de copiloto y me monte.


-Hola, ¿Como te fue?-Me sonrió
-Bien, aburridas las clases pero bien... ¿Y a ti, como te fue?
-Bien, también.
-¿Y porque estas viniendo por mi? ¿No debería ser mi hermano?
-¿Porque? ¿Te molesta que venga a buscarte?
-¡No!-Me sorprendi de mi; ¡No!-, hum... Digo: No me molesta. Solo que me sorprende la repentina amistad entre tu y yo...
-Hum... ¿Porque te sorprendes?
-Porque cuando te conocí no me hablabas, ni me mirabas...


Llegamos a mi casa, yo lo invite a pasar pero el tenia que hacer unas cosas de la Universidad... Yo me fui a mi habitación y me acosté a dormir. Tenia mucho sueño....

15/12/09

Otro día

Llegamos a mi casa como eso de las 10 am. Cuando llegue el abrazo de mi madre me dejo sin aire, ¿No me podía abrazar menos fuerte? Desayune, me duche y dormí un poco. Al despertarme ya eran la 1 de la tarde, baje almorzar, cuando comí lave los platos. Y volvi a subir, empece a ver la tv. Ya eran las 2 de la tarde. Decidí bañarme para cuando mi hermano llegase el solo se tuviera que bañar. Cepille mis dientes, me vestí y cuando baje ya mi hermano estaba listo. Me monte en su auto y el conducido a la Universidad, me baje y fui a mi primera clase; Anatomía Patológica.

-Bueno, chicos. Hoy comenzamos el cuarto semestre. La anatomía patológica se encarga del estudio de las lesiones celulares, tejidos, órganos, de sus consecuencias estructurales y funcionales y por tanto de las repercusiones en el organismo...-Empeso a subrayar Anatomía Patológica. Empece a escribir cada palabra que decía el profesor. Y cada palabra que escribía, aunque no tuviera importancia. La hora paso volando. Salí, para después entrar a la próxima clase.
Salí, de la clase y me encontré con Cecilia esperándome en una banca. Me abrazo y me felicito: Felicidades, ya eres doblemente mayor... Te quiero amiga.
Concluí todas las clases, mi hermano, mi cuñada, Cecilia, Vladimir y yo. Fuimos a un bar. Claro, sin dejar de pedirle permiso a mis padres, aunque sea mayor de edad ellos tenían un pequeño control en mi. Aun me sentía como una niña...
Fuimos al bar, nos sentamos en una mesa pero ellos en lo suyo y yo en lo mio... Bueno, me sentía mal, porque todos tenían alguien con quien estar y yo estaba sola.
Pedimos algunas bebidas y empezamos a charlar. Todo iba bien, hasta que un borracho se quiso propasar con mi cuñada y mi hermano lo golpeo. Había alcohol por todas partes y botellas también. Tuve que jalar a mi hermano para que esto no se pusiera mas feo de lo que ya estaba. Me fui con Cecilia y Vladimir ya que mi hermano se iba para que Esperanza. Yo había decidido tomar un taxi pero ellos lo impidieron diciendo Cecilia: Es muy peligroso, te puede pasar algo. No es bueno, que te vayas sola. Vente con nosotros.


Al día siguiente fui otra vez a la universidad... Nada nuevo. Así fue el siguiente y el siguiente. Ya era jueves por la mañana. Estaba limpiando la casa. Porque mi mama salio. Cuando termine fui a dar una vuelta. Me acorde de la niña del orfanato: Helem...
La fui a visitar, le lleve golosinas, pero por supuesto a los otros niños también le lleve. Me quede un rato hablando con ella y jugando. Hasta que recordé que tenia que ir para la universidad. Ya eran las 2 y mi hermano no tardaría en llegar. La niña me iso prometer que volveré mañana. Cuando llegue a casa me duche, me vestí y agarre una manzana. Empece a mordisquearla hasta que escuche la corneta de mi hermano sonar. Salí, pero no era mi hermano, era otra persona. Era Adán. Mi corazón empeso a latir a mil por hora. Y no sabia porque... El me dijo que mi hermano le había dicho que lo perdonara. Porque no podía pasarme a buscarme.






No me gusto U_U No me hallo sin mis cositas; :P; U_U; -.-'; : D... Quería que supieran que elimine mi otro blog. Nuestra historia de amor <3 Bueno, ahora voy a estar mas pendiente de la historia xdd "Creoo" ;:X No prometo nada U_U World se me daño U_U Y no puedo escribir hay -.-' Por eso me demore tanto U_U &como pude subí por Google Chrome... U_U



21/11/09

Los múltiples colores del atardecer

Quién no se ha quedado al menos una vez fascinado por los colores que era capaz de observar, o quizás de intuir mientras veía un atardecer, o mientras veía los rojos anaranjados de un crepúsculo. El atardecer era de un color olvido. Los colores eran comunes y a la vez hermosos, una mezcla de rojo pasión, con amarillo fuerte y naranja, el Sol hermoso como nunca, la vista era única e irrepetible...

-¿Te gusta?-Pregunto Adán


-Sí, es hermoso. Me encantan esos últimos rayos de sol iluminando el horizonte en unos tonos ocres fantásticos.


-¿Qué es la cosa que más te gusta en la vida, Alex?


Alce la vista hacia el ocaso-Los atardeceres-Respondí


-¿No te gustan más los amaneceres?-Pregunto confundido-, mira que no he visto cosa más hermosa que el nacimiento del sol.


-Lo amaneceres son bellos, si. Pero las puestas de sol me dicen mas- Dije con tono de voz dulce y conciliador.






El sol se oculto y un cálido color rosado se extendió por todo el cielo.


Me levante de aquella cálida arena y empecé a caminar en la orilla de la playa, se sentía tan bien sentir el agua mojar mis pies, Adán me siguió y empezamos a caminar en silencio, el silencio no era incomodo al contrario era totalmente cómodo.






-¿Por qué viniste a este país?-pregunte rompiendo ese silencio


-Porque mi padre quiso que estudiara aquí.


-¿Qué es lo que estudias?


-Diseño grafico.


-¿Te gusta dibujar?


-Sí. Cuando quieras te puedo hacer un retrato- vacilo


-Ya en serio. ¿Sabes dibujar?


-De verdad. No te miento. ¿Tu, que estudias?


-Medicina.


-¿No te da asco ver la sangre?- hiso una mueca de asco


-No, eso es niñerías.


-¿No has pensado en elegir otra carrera?


-No.


-¿Por qué hace rato se te salió una lagrima?


-Porque se me había metido una basurita en el ojo. ¿Y no dejaste novia en España?- me fui por la tangente


-No- Su humor cambio.


-¿Qué pasa?


-Solo que… ella me dejo por mi mejor amigo- esto último lo dijo en voz baja, era como si no quisiera que lo oyese-¿Qué te paso a ti?


-El me dejo-Unas lagrimas salían sin querer. No quería parecer una estúpida que lloraba siempre que le hablaban de él. ¿Pero qué podía hacer?


-No llores- me acurruco en su pecho-, es un imbécil por haberte dejado.


-El mur… murió- su cuerpo se tenso, no esperaba que digiera eso.


-Lo siento, yo no lo sabía.


-No te preocupes, yo sé cuál es la realidad.


-Pero igual no tienes porque llorar.


-¿No tengo porque llorar? ¿Acaso sabes que es perder a alguien que amas? ¿Sabes que es sentir ese dolor? ¿Acaso lo sabes?- le grite


Hubo un silencio, este si fue incomodo, me maldije por haberle gritado.


-Si lo sé.


-¿Perdón?


-Si se que se siente perder a alguien que amas y mas si es por tu culpa- tenía los ojos llorosos-, mi madre estaba embarazada de mellizos, pero su embarazo se complico y el cordón umbilical se le enrollo alrededor del cuello de mi hermanita, ella no podía nacer, solo yo tenía derecho a vivir. Desde ese entonces me culpe de que mi hermana hubiera muerto- fue fuerte al no llorar.


-Pero en absoluto, no fue culpa tuya- lo abrase y él me recibió con gusto.


-Si la es. Si fuera a mí quien se le hubiera enrollado el cordón umbilical en el cuello, ella hubiera nacido y hubiera gozado de ve ese hermoso atardecer- Hecho a llorar en mi hombro, mi franela estaba mojada por causa de las lágrimas que salían sin parar. Me abrase mas fuerte a él, los dos necesitábamos consuelo, lo necesitábamos.

31/10/09

La amistad

-Por favor cállate
-¿Que me calle? Si ni siquiera he dicho nada.
-Pero pretendías decirlo.
-Si, en fin. Cállate tú. Yo no tengo porque callarme.
-Noce porque me deje convencer de mi prima.
Después de esa pequeña plática no dijimos nada, todo el camino fue un total silencio. Yo miraba por la ventana en busca de algo que me distrajera. Pasábamos por muchas casa, todas diferentes, de distintos colores y de tamaño. Luego mire hacia delante. Se podía ver la playa más de cerca. Estábamos llegando. Me alegre, al fin iba a bajar de este tormento.
Cuando llegamos, Adán aparco el auto. Enseguida me baje yo seguido por él. Camine buscando a mi hermano. Pero no lo encontraba, a lo lejos lo vi, con una botella de cerveza en la mano y sentado al lado de Esperanza.
Camine a donde se encontraba ellos, pero tropecé con alguien. Alce la mira para saber de quién se trataba, pero no podía creer a quien estaba viendo. Era Octavio. Cuando noto que lo miraba esbozo una sonrisa y me abraso.
-Hola, preciosa.
-Quítame las manos de encima, grandísimo imbécil.
-¿Me extrañaste?-Me iba a besar pero yo le metí una patada en su parte y él se cayó. Se cubría su parte con sus dos manos.
-¿¡Que te pasa, estúpida!?
-A mi no me digas estúpida. Y déjame en paz, no entiendes que tu no me gustas-Se reincorporo rápido, porque cuando pronuncie la última palabra el ya me estaba sujetando de el brazo.
-Nos vamos-Me jalo por el brazo.
-¿A qué te refieres con “Nos vamos”?-Estaba confundida
-Que tú te vas conmigo.
-A no eso no. ¡Yo no me voy contigo a ninguna parte!
-Claro que te vienes-Forcejee para escaparme, pero no funcionaba. Intente con la patada pero el ya me estaba cargando.
-¡Suéltame! ¡Ayúdenme!
-¡Suéltala!-Dijo alguien detrás de mi-, ¿No escuchas? Que la sueltes.
-¿Y si no quiero?-Se volteo y era Adán el que me estaba salvando. Adán le dio un golpe en la cara a Octavio, ese golpe izo que yo callera a la arena. Octavio le iba a regresar el golpe pero Adán le dio uno en el estomago.
-Adán, ya por favor-El se detuvo pero Octavio aprovecho y le pego en la nariz que hiso que sangrara, ahí fue cuando mi hermano noto la presciencia de Octavio. Vino corriendo y lo salieron persiguiendo. Yo ayude a Adán con lo de la nariz. Ya había dejado de sangrar y yo solo me iba a parar e ir, pero él me retuvo.
-Por favor, quédate. No peleemos más.
-Está bien.
-¿Te puedo preguntar algo?
-Sí, dime.
-¿Quién era él?
-Octavio.
-¿Qué es de ti?
-Nada
-¿Y porque te hablaba con voz autoritaria?, como si fueran novios.
-Noce-solo le contestaba con una que otra palabra.
-¿Cuántos años tienes?
-18.
-¿Tienes novio?
-No
-¿Has tenido? Me imagino que si porque tu eres muy…
-No
-¿No has tenido? ¿Por qué?
-No lo sé-Porque el chico a quien amo se murió, pensé. Una lagrima se me escapo.
-¿Por qué lloras?
-No tiene importancia.
-Okay, entiendo que no me tengas confianza.
-No es eso. Solo que no tiene importancia. Ahora me toca a mi preguntar-Haci nos la pasamos, yo le preguntaba de su vida y él me contestaba igual yo a él. Era tan chistoso y amable. Y muy lindo también. La tarde estaba llegando a su fin, todos veíamos el atardecer. Era hermoso.

25/9/09

Camino a la playa

Cuando termino Cecilia de darle un sermon a Maria, de lo que no tiene que hacer y, de lo que si tiene que hacer. Comimos, Cecila tenia que salir con Vladimir.
Y yo me tenia que venir para la casa. Cuando ellos se fueron yo me fui para mi casa, alla estaba Esperanza, Adrian, Adan y una chica que se parecia mucho a ellos dos, a Adrian y Adan.
Noce que hacian alla. Se me hacia extraño ver Adan en mi casa, queria echarlo y decirle que nunca volviera por aqui no me gustaba verlo en mi casa.
-Alex, ¿Como estas?-Me pregunto mi cuñada
-Bien gracias.
-Hermanita, ¿Quieres ir para la playa?
-Si, claro. ¿Cuando?
-Ya. ¿Quieres ir?
-¿Quienes van?
-Adan, Adrian, Adriana, Frasisca, Aura, Luis, Maria Virginia, Esperanza y yo-Seguro Adriana es la chica que estaba hablando con Adrian.
-¿Quien es Adriana?
-Es...-Lo interrumpio la chica.
-Hoy que me llamaban. Mucho gusto yo soy Adriana-Me tendio la mano.
-Hola, yo soy Alexandra-Le estreche la mano-, ¿Y tu que eres de Esperanza?
-Ella es mi prima y hermana de estos muchachos-Señalo Adrian y Adan.
-Ah okay... Bueno, si quiero ir.
-Bueno, vamos-Se detuvo mi hermano-Pero hay un detalle.
-¿Cual?
-Te tienes que ir con Adan, porque en mi auto solo caben 4 personas y como mucho. ¿No tienes ningun inconveniente de irte con Adan?
-No, para nada. ¡Que va!-Le toque el hombro-Tranquilo yo me voy con Adan.
-Que bueno que no tengas inconveniente-Me sonrió de una manera dulce.
Yo solo subí para buscar mi bikini y baje rapido. Adrian, Adriana, Esperanza y Alex. Yo me fui con Adan, todo el camino a la playa fue callado. Me incomodaba no hablar. Haci que decidi hablar, cuando el dijo...



Es corto y tampoco me gusto casi :/ esta muy simple :$ y felisito a mi prima x su maravillosa historia, aunque este a mi lado, igual la felisito... awww prima me encanta tu historia

14/9/09

La discucion

Me desperte a la mañana siguiente con los ojos hinchados por tanto llorar. Estaba abaraza con Cecilia, me levante lentamente para no despertar a Cecilia. Pareciera que tuviera un sueño encantador, porque estaba sonriendo. Seguro estaba soñando con Vladimir...
Deje que ella siguiera con su sueño encantador y yo me fui a lavar los dientes. Baje y estaba Maria concinando me sente en unas sillas que estaban en las cocinas.
-Buenos dias, Alex ¿Como amaneciste?-Siempre con su alegria matutina.
-Bien gracias ¿Y tu como amaneciste, Mariae?-Yo nunca llegue a tutiala.
-Feliz-Se le veian es sus ojos que estaba feliz, seguro que esa felicidad es por el papa de Cecili, Rafael.
-¿Y porque tan feliz?
-Por que vi de nuevo a Rafa.
-El no te combiene Mariae, el es un mujeriego. ¿No ves como le echa el ojo a su vecina?
-Yo se que el me quiere-Siempre dejandose engañar, Maria
-El no quiere a nadie, el no te merece. Buscate a alguien que te quiera y respete, como tu te lo mereces. No a un vago. Que solo viene a que le cocines. Y no trae nada para sus hijos. No aporta nada a esta casa, el no te quiere, no te respeta. Como te dije el es un mujeriego.
-No el me quiere, yose que es asi.
-No quiero que te quedes estancada una y otra vez en el mismo hombre, tu eres joven, sal a divertirte. No siempre tienes que estar aqui encerrada.
-No ya yo no estoy para esas cosas. Ya yo estoy vieja.
-Es un caso perdido hablar contigo Mariae.
-¿De que hablan?
-Imaginate que Rafa se aparecio por aqui y Mariae ya se esta haciendo ilusiones otra vez.
-Hay mama, ¿Cuantas veces te he dicho que no le abras la puerta a ese hombre? El no tiene derecho a entrar a esta casa. Te abandono cuando se entero de que estabas embarazada de mi ¿Y todavia tiene la desencia de aparecerse por aqui? Te lo repito, ¡No le abras la puerta a ese hombre!-Estaba alterada, a ella le dolia que su padre haya abandonado a su madre cuando se entero de que ella venia en camino, ella nunca se lo va a perdonar.
-Por favor es tu padre.
-¡No! El dejo de ser mi padre cuando nos abandono. Tu fuiste madre y padre para nosotros. Yo no creci a lado de mi padre y Manuel tampoco. No lo necesitamos ni lo necesitaremos. El nunca a estado pendiente de nosotros, asi que no quiero que le abras la puerta a ese extraño. Porque eso es lo que es un Extraño. Tampoco quiero que te des esperanza donde no las hay-Estaba muy alterada, ella lo que hacia es gritar, gritar y gritar. Pero ella tenia razon, el nunca a velado por ella ni por su familia. Nunca aportado un granito de arena a esta casa.
-Pero Cecilia. El es tu padre, el tiene derecho a venir. Ustedes son sun hijos...
-¡Ja! ¿Cuando le a importado que nosotros seamos sus hijos? Por Dios mama. Por un piche melon que traiga crees que va reponer todos sus años de asencia. No mama. Yo no lo quiero volver a ver a ese señor en esta casa. ¿Estamos de acuerdo?
-De acuerdo, hija.

9/9/09

Adan me llevo para que Cecilia, perdido un poco pero llegamos. Yo sali sin despedirme y toque el timbre y me abrio Manuel el hermano pequeño de Cecilia.
-Ceci, esta en su habitacion-Me dijo cuando me vio
-Okay-Entre, salude a Maria Esperanza, la madre de Cecilia, que estaba en la cocina cocinando, como acostumbra. Subi a la habitacion de Cecilia. Ella estaba dibujando como acostumbraba hacer. Estaba dibujando a su amado, Vladimir.
-Hola, Ceci-La salude
-Hola, Alex-Me saludo pero sin mirarme, estaba concentrada en lo que estaba dibujando-, ¿Que te trae por aqui?
-Solo estaba con el primo de Esperanza, pero no lo aguante mas y le dije que me traiera para aca. ¿Porque? ¿Te molesta?
-No, para nada. Solo que hoy es sabado y es raro que estes por aqui los sabados, siempre vienes los dias entre semana-Ya habia acabado, haci que dejo todo y me miro-, Octavio me llamo. Y me dijo que te dijiera que te va a recojer hoy a las 9 a tu casa.
-Okay, hoy me quedo aqui-Dije poniendo mi bolsa sobre su cama.
-¿Y que le vas a decir a Octavio?
-Nada, el solo planeo esos planes, no yo.
-De acuerdo, te quedas hoy aqui. Llama a tu mama y le dices que te vas a quedar-Estaba acomodando su cama.
Llame a mi mama para decirle que me iva a quedar esta noche en casa de Cecilia, ella no tuvo ningun inconveniente. Toda la noche fue pura guachafa. Nos tirabamos cotufas que habiamos hecho, porque estabamos viendo Titanit. Otra vez y otra vez nos hiso llorar. Empesamos a hablar de Vladimir. Cuando empesamos hablar de el, el estaba llamando a Cecilia. Cecilia contesto muy contenta. Se pusieron hablar como unas cuantas horas, mientras yo veia un album de fotos de la primaria, la secundaria y cuando entramos a la universidad. En algunas salia Juan Andres, el conmigo y Cecilia. Nosotros tres eramos muy unidos desde preescolar. Nos conocimos cuando a Juan Andres le gustaba la pega blanca y a nosotras nos parecia algo raro. Desde ese entonces eramos los mejores amigos. Hasta que Juan Andres murio. A Cecilia le dolio mucho saber que nuestro amigo habia muerto. Ahora solo quedabamos dos de tres. Era muy doloroso que un amigo. Bueno, mas que un amigo era el amor de mi vida. Habia muerto.
Unas lagrimas se me escaparon de los ojos y calleron en una de las fotos. Mi amiga ya habia terminado de hablar con Vladimir y me voi que estaba llorando y corrio hacia mi y me abrazo. Ella lloro conmigo, solo me decia "El estaba en un lugar mejor, no llores. El no quiere que lloremos. Quiere vernos felices" Yo seguia llorando en su hombro, pero de tanto llorar me dio sueño. Me quede dormida.

8/9/09

Los peores minutos de mi vida

Sali de la casa a la parada de autobus mas cercana, ya que mi hermano no me iva a llevar ni que me arrodille y bese sus pies.
Cuando baje del autobus solo tuve que caminar unas cuadras a la casa de Esperanza.
Cuando llegue toque el timbre y, me abrio la mama de Esperanza, la Señora, Ana Carolina.
Su mama era alta y delgada, tenia el cabello largo y liso, era rubio y las puntas eran marrones. Sus ojos eran verdes. Tenia 40 años, era viuda, el papa de Esperanza murio cuando ella tenia 9 años. Sufrio mucho la perdida de su padre, como yo la perdida de Juan Andres.
La señora me sonrio-Pasa, Alex. Te esta esperando Esperanza. Esta en la sala.
-Gracias-Pase directamente a la sala, para acabar con todo esto de una vez.
-¡Cuñadita!-Me abrazo-, gracias por venir, yo sabia que no me fallarias.
-Me la debes-La señale desafiante-, ¿Y, donde esta el chico?
-¡Adan!-Grito, alzando la cabeza hacia el piso de arriba.
Cuando estaba gritando, ya estaba bajando Adan. Debe ser el.
Era hermoso. Era de pelo castaño, levemente despeinado. Sus ojos no eran tan grandes, ni tan pequeños. Eran azules oscuros. Tenia pestañas largas. Sus labios "Sus labios" pense. Sus labios eran pequeños y carnosos. Era alto y musculoso. Su tez era de un color durazno.
-El es Adan, mi primo.
-Hola, yo soy Alexandra. La cuñada de tu prima-Estire mi mano, para que la estrechara. Pero el nunca la estrecha, y tampoco se presento. Que tipo tan...
-Vamonos, ya me estoy aburriendo. Acabemos con esto-Dijo de mala gana.
-Si, ya quiero que termine la tortura-Lo fulmine con la mirada. El tambien me miro con odio. "Ya lo estoy odiando. Comensamos mal Adan", pense
-Aja, ¿Para donde vamos?-Dio la vuelta al auto que estaba al frente de la casa, se subio, pero yo estaba observando al auto. Era hermoso. Era un Mustang 2010. De color negro-, yo se que es lindo, pero muevete, niña. Ya quiero estar de vuelta.
Entre, solo habiando dos asientos, los asientos eran comodos.
-¿Para donde vamos?
-Uhmm... ¿te gusta el teatro?
-Si claro
-Bueno, te voy a llevar para que conoscas el teatro de Maracaibo.
-Aja, dime donde queda
-Aja, toma la calle 95. Luego, tomas la Av 5 deagonal a la Plaza Bolivar. Al frente queda el Tetro Baralt.
El camino al Teatro Baralt fue silencioso, el solo conducia y yo solo e limitaba a mirar mis manos. El solo hablaba cuando estaba perdido. Finalmente habiamos llegado.
Yo me baje cuando el lo hiso. Entramos por las puertas de cristal.
-Okay, yo voy hacer tu guia turistica. Te voy a decir todo sobre el Tetro Baralt. El gran Teatro Baralt de Maracaibo fue inaugurado el 24 de julio de 1883, con un espectáculo diseñado en aquel entonces, para 400 personas, que fue zarzuela “Choza y Palacio”, interpretada por un grupo de niñas del Colegio de la Inmaculada. En 1928 se ordena y ejecuta la demolición del viejo Teatro y cuatro años más tarde, en 1932, se inaugura en la misma esquina de las calles Venezuela y Urdaneta, el nuevo Teatro Baralt. Es lo que ves aqui-Di vuelta al gran teatro-, en noviembre de 1981 fue declarado Monumento Nacional de Venezuela pasando a ser Patrimonio Cultural de la Humanidad. Hoy el Teatro Baralt está concebido para no cerrar jamás, mediante una programación sólida, continuada y constante, dedicada al consecuente público del Zulia, de Venezuela y del mundo.
-¿Como sabes todo eso?
-Lo que pasa es que en mi escuela me dieron turismo y hisimos algunos viajes para los atractivos turisticis de Venezuela. Eso nunca se me olvida.
-Ah okay. Aja, ¿Nos vamos?
-¿No lo quieres recorrer?-Pregunte extrañada
-No.
-De acuerdo. Vamos.
-Tengo una idea. Yo te dejo para que tu novio y yo me voy. Y le decimos a mi primita que estubo genial el recorrido y que me comporte super bien y que te cai estupendo. Asi no me molestan mas.
-Es que no me gusta mentir.
-Yo se que no te caigo bien y tu tampoco a mi. Asi que si me quieres soportar, de acuerdo-Tenia razon en los pocos minutos que estube con el no me cayo nada bien.
-De acuerdo, diremos eso. Pero llevame para que una amiga.
-Seguro.

7/9/09

Titulo: "Sin titulo"

Yo lo miraba con curiosidad, el solo jugaba con unas llaves. Habia mucho silencio, hasta que Esperanza se dispuso hablar:
-Cuñadita, te presento a un primo, Adrian.
-Mucho gusto, Adrian. Yo soy Alexandra, la cuñada de tu prima-Estire mi mano, para que la estrechara.
-Igual, ya como sabes yo soy Adrian-Me gusto su acento español. Estrecho mi mano.
-Cuñadita, ¿A el es el que voy a guiar?
-No, cuñadita. El ya a venido para aca. Asi que se sabe la ciudad de memoria. Pero Adan, el es un gruñon, siempre que viene se queda en la casa. Odia este lugar
-Ah okay. Se esta perdiendo de mucho.
-Si, esta ciudad es maravillosa-Esboso una sonrisa, Adrian. Su sonrisa era perfecta, sus dientes eran blancos.
-Tienes razon. Bueno, yo voy a subir, voy a dormir ya que unas personitas, que no quiero mirar-Mire a Esperanza-, no me dejo dormir.
-Y eso que no la querias mirar-Me miro fijamente a los ojos.
-Si, ya. Me voy a rescostar un poco. A las 3:30 voy para tu casa.
Subi a mi habitacion. No pude dormir porque el fastidioso de Octavio me estuvo llamando. El reloj daba las 3. Haci que me pare para bañarme, me bañe en 10 minutos. Me puse un pantalon, una blusa hasta la mitad del muslo, blanca la blusa. Una mascada fucsia, amarrada al cuello de la blusa. Peine mi cabello y lo meti todo sobrela boina, me puse unos zapatos beige, busque mi bolsa tegida. Y, unos lentes negros.

6/9/09

premios:D

Bueno aqui les dejo mis primeros premios
le doi las gracias a Hibbyta "Mi historia de amor" es muy buena su historia
:D
gracias nena:B
Bueno estos premios se los doi a:


Hibbyta: Mi historia de amor:
MaGe: Despues del amanecer
Laura: La rosa negra
Iza Parthenopaeus Cullen: El libro de la noche
Sara: Burnin'up
Nicole: Cuando estas enamorada
Hibbyta: Despues de la tormenta
Jade: Sentimientos contradictorios
Marta: Lluvia de verano
Marta: Love story
Rockstar
Anastazia: Se puede soñar... solo si tu quieres
C.A.W: Sueños rotos
Stәpн!!: Reneesme Cullen story
Rockstar: Unidos por el destino
Stәpн!!: Val's Diary

Me encanta sus historias

:D

& nuevamente gracias a Hibbyta:B

28/8/09

¿Guia yo?

-Alexandra-entro de espacio-¿Estas dormida?-se asomo a ver si tenia los ojos cerrados, pero no podia dormir
-Estoy despierta-conteste, mientras levantaba la mano-, ¿Qué paso?
-Este…-estaba jugando con sus pies, sin duda estaba nerviosa-, okay-se agarro un mechon de cabello y lo empezo a ondular
-¿Qué paso?-no paraba de jugar con su cabello castaño liso-, me estas poniendo nerviosa-le quite la mano del cabello y hise que me mirara-, ¿Qué paso? ¿Qué te hizo mi hermano?
-Tu hermano no me ha hecho nada-contesto nerviosa
-Entonces. ¿Qué pasa?
-Nesecito un favor
-Okay. ¿Qué nesecitas?
-Nesecito que le sirvas de guia a mi primo.
-¿¡Guia yo!?-Grite, señalandome
-Por favor. Es que el viene de España, Madrid y no conoce nada de por aquí
-¿Y por que no vas tu?-me cruze de brazos
-No puedo. Tu hermano y yo hoy cumplimos 1 año de novios. Y quiero salir con el.
-Dile a mi hermano que te acompañe
-Quiero privacidad. Quiero estar a solas con el.
-¿Pero justamente yo?-Me señale con mi dedo indice
-Si. Tu hermano me dijo que te dijiera
-Lo voy a matar. Te vas a quedar viuda-la señale.
-¡Hey! No te puedes ir-me agarro del brazo
-¿Por qué?
-Por que nesecito saber si vas a guiar a mi primo hoy.
-Okay, okay. ¿A que hora?-pregunte de mala gana
-A las 4. Asi que a las 3:30 estas en la casa. ¿De acuerdo?
-Si seguro-Baje, a buscar comida, estaba hambrienta.
Cuando baje estaba un chico alto y de cuerpo esbelto, la camisa le quedaba pegada a su pecho y abdomen, se le notaban cada uno de los cuadritos; Era de pelo castaño claro, con un flequillo a un lado, era lacio. Me provocaba tocar su cabello; Tenia ojos azules claros; Tenia piernas largas. “¿Quién sera ese chico?” pense.

perdonpornoponerfotoloquepasaesquetengosueñitoxD sonla1delamadrugada
perdon x no poner foto lo q pasa es q tengo sueñitoxD son la 1 de la madrugada
:D
selesquiere
se les quieere
by:nina

26/8/09

Otro día como los demas

Eche a llorar, me hacía daño recordar. Arres coste mi espalda a la puerta del armario, puse mi rostro sobre mis rodillas. Lloraba como una magdalena. Juan Andrés se fue y se llevo junto a el mi corazón. Mi madre no me podía ver haci, se va a preocupar y va a llamar a Cecilia. No me gustaba que se preocuparan por mí.

Así, que decidí darme una ducha; Me metí en la ducha para que el agua fría saque los recuerdos de mi cabeza, pero no. No puedo olvidar aquel día. No puedo evitar llorar, se que a el no le gustaría verme haci, pero ¿Cómo hago para olvidar? Ese recuerdo que perturba mi mente cada día, cada hora, cada minuto y cada segundo.
Las lágrimas caían una por una. Salí del baño, abrí el armario y saque; Un top fucsia, una franelilla blanca que iba arriba del top, un pantalón bordado, unos tacones de 9cm fucsias, unas arracadas blancas, varias pulseras finas blancas y unos lentes fucsias. M eche perfume con olor a jazmín y a durazno.
Baje con la caja en manos, mi madre me esperaba parada con los brazos cruzados y haciendo con el pie de arriba a bajo. Estaba impaciente, yo me acerque a ella y ella solo camino hacia la puerta, yo la segui para que no se enojara.
Caminamos por el caminito de piedras que habia al salir de la casa, mi madre abrio la cerca alta y luego, monto las cajas en los asientos traseros y arranco.
Pasamos por el parque donde jugabamos, reiamos, hablabamos, Cecilia, Juan Andres y yo. A las dos nos afecto la muerte de el, pero mas a mi ya que yo estaba enamorada de el y, sigo estando enamorada de el.
Pasamos por varias casas todas de distintos colores, hasta que llegamos a una. La cerca era de hierro de distintos colores, como un arcoiris. Habian niños jugando con pelotas, cuerdas de saltar, platillos voladores… etcetera. Mi madre estaba hablando con una señora pequeña y esbelta; de cabello rizado rubio; Ojos pequeños, azules verdosos; Su cara era fina, no tenia ninguna arruga; De tez blanca.
Mi madre me llamo para que entrara, entre y habian juguetes por doquier. Una chica los recogia. Era alta, tenia un esbelto cuerpo. Su cabello era liso castaño, lo llevaba recogido con una cola de caballo. No les llegue a ver sus ojos ya que estaba agachada recigiendo los juguetes. Era morena.
Las horas se me pasaron volando, ya eran las 2 y me estaba muriendo de hambre. Me gusto ese orfanato, es muy lindo convivir con esos niños. Pero a pesar de que haya niños muy lindos me encariñe con solo una niña, llamada Helem, era una pequeña de 9 años. Tenia el cabello rizado, los rizos dorados caian como cascadas. Sus ojos eran verdes agua.
Mi madre condujo hacia mi casa, cuando llegamos fui a la cocina a buscar unas galletas que hise aller. “Me tendre que alimentar con dulces”, pense. Me comi las cinco galletas que quedaban, estaban muy ricas.
Subi a mi habitacion, me quite los zapatos y me tire en la cama, estaba cansada. Solo queria dormir y comer. Mis parpados se cerraban solos. Sentia que me pesaban. Estaba cansada. Cuando me dormi mi telefono sono. Odiaba que me despertaran.
Gruñi y conteste sin fijarme quien era-¿Diga?
-Hola, amor. ¿Cómo estas?-Esa voz era muy familiar. Era el fastidioso de Octavio.
-¿Qué quieres, Octavio?-Pregunte de mala gana.
-Solo queria invitarte a salir.
-¿Solo para eso llamas?
-¿Aceptas? ¿Si o si? ¿Cuál eliges?
-Yo elijo, dejame en paz. No quiero que me llames mas. ¿No entiendes que no quiero salir contigo? ¿En que idioma te lo tengo que decir? Por lo que veo no hablas en español y ni lo entiendes. Asi que chao-Colgue, sin dejar que diga una palabra alguna.
Cerre mis ojos de nuevo pero como siempre me tienen que interrumpir cuando estoy tratando tratando de dormir.

16/8/09

Recuerdos que no quisiera recordar.

Desperté, cuando mi madre abrió la ventana y dejo entrar los rayos del sol. Odio cuando hace eso.
-¡Ma! Cierra la ventana-No podía abrir los ojos, la luz me molestaba.
-No, ya es hora de pararse-Mi madre siempre tan madrugadora
-No, todavía es temprano ¿Qué Hora es?
-Las 7 de la mañana
-¡Ja! Es muy temprano, déjame dormir hasta las 10, por lo menos-Volví a taparme la cara con mi colcha.
-¡No! Ya dije que es hora de pararse-Me quito la colcha.
-¡Ma! ¡Son las 7 de la mañana! Es muy temprano.
-Dije que te pares-Me grito, cerca del oído, me caí de la cama, por causa del grito que me dio mi madre.
-Ya, ya me pare-Todavía tenia sueño, me estaba tambaleando, no podía ver nada, la luz todavía me molestaba-, ¿Mi hermano ya se paro?
-Si, esta desayunando
-Bueno, yo me voy a cepillar y bajo-Cuando entre al baño, casi me caigo. Estaba media dormida, Mi madre si es cruel, pensé. Cepille mis dientes, no tenia fuerza para levantar el brazo, lo levante como pude, luego, lave mi rostro, para que se me quite un poco el sueño.
Baje, hay estaban mi padre, mi hermano, mi hermano estaba con la cabeza en la mesa, los ojos cerrados y el brazo derecho en la mesa. Estaba casi dormido, no sabía en donde se metía cada cucharada de cereal. Huy, tenia toda la cara llena de leche y froot loops! Me reí a carcajadas. Mi hermano estaba tan dormido, que ni siquiera noto mi presencia, hay.
Me senté frente a mi hermano, que todavía se llenaba la cara de froot loops! Empecé a comer mi cereal, mi padre estaba leyendo el panorama con un vaso de jugo en la mano. Mi madre bajaba las escaleras con una caja en las manos.
-¿Para que es eso? Ma-Tenia curiosidad, ¿Qué iba hacer con esa caja?
-Para regalarle ropa a los niños del orfanato, que la necesitan mucho. Así que, tú y tu hermano recojan la ropa que no se pongan. Y tu Alexandra, anda alistarte que vamos para el orfanato, que queda a tres calles.
-Pero mama, si en el orfanato solo hay niños y niñas pequeños, no le van a quedar nuestra ropa. Ellos solo tienen como 8, 9, 6, 7, no pasan de 12. Y yo tengo 18 años.
-No, tú tienes en tu armario ropa de cuando tenías la edad de esos chiquillos.
-¿Y te tengo que acompañar?
-Si
-Mama, hoy es sábado, el lunes comienzo las clases y aparte es mi cumple años. ¿No me darías eso de regalo?
-No tu regalo es irte a Margarita con tus amigas. ¿O no lo recuerdas? Bueno, puedo hacer un cambio, no te dejo ir hoy al orfanato, pero…-Puso cara de picara ¿Qué se le abra ocurrido?-, pero no vas con tus amigas para Margarita. Yu decides.
Suspire-, dame una caja-Estire las manos.
-Yo sabia que elijarías bien-Una sonrisa picara, se mostró en su rostro-, la caja esta en tu habitación.
Subí, con una rabia, ¿Cómo me va a poner a escoger entre el viaje a Margarita y no ir a ayudarle al orfanato? Obvio que escojo el viaje. Empecé a sacar la ropa que tenia pequeña. En toda esa ropa, conseguí una foto de Juan Andrés y yo, abrazados, el con su sonrisa hermosa, con esos dientes blancos, esos ojos profundos, en los que me perdía cuando los miraba, sus labios carnosos, en los que me hubiera gustado besar muchas veces. Su piel suave como la seda.
Me gustaba cuando me hundía en sus brazos en un calido abrazo, cuando me protegía, todas las veces que me dijo que me quería, recordaba cuando acariciaba mis mejillas, cada vez que me miraba a los ojos. Una lágrima recorrió mi mejilla, después de este vino otra, que murió en mis labios.
También recuerdo cuando me calmaba, para no agarra por los pelos a Carolina y a sus dos seguidoras, Isabela y Alicia. Una risa melancólica salia de mi boca.
El recuerdo mas doloroso fue el 16 de Agosto del 2007.
----------------------------------------------------------
Volví a ir para el hospital, el todavía estaba en cama, estaba destrozado. Estaba ojeroso, su piel cambio de un color durazno a un color nieve, estaba muy pálido, se estaba muriendo cada día. Por culpa de la maldita enfermedad. Ya no era el chico sonriente del que me enamore y del que sigo enamorada, ahora era un chico triste, sin humor. Tampoco tiene ese brillo en los ojos, ahora eran unos simples ojos negros, sin gracia, sin alegría. No quería llorar, que yo llorara le hacia mal. Me decía que no llorara, que el siempre va estar aquí, aquí en mi corazón. Que el me iba a estar cuidando, de donde quiera que este.
-Hola-Mi voz estaba triste
-Hola, Chiquita ¿Qué haces aquí?
-Quería venir a visitarte-El no le gustaba que yo viniera, no le gustaba que lo viera así.
-Okay, tomate un día libre ¿Si?
-Esta bien, mañana no vendré
-Haci me gusta, Chiquita.
-¿Y como te sientes hoy?-Tenía una esperanza de que se recuperara rápido.
-Como todos los días.
-Mm…-Quería llorar pero no podía, el me diría que si vengo a llorar que no viniera mas.
-Chiquita, yo se que me voy a morir, pero quiero recordarte que yo no me voy a ir. Siempre voy a estar en tu corazón-Toco el lado de mi corazón-, y donde quiera que este siempre te voy a estar viendo y cuidando.
Unas lagrimas se escaparon de mis ojos-Chiquito, tu no te vas a morir-Lo abrase fuerte.
-No si me voy a morir-Aseguro
-Juan Andrés Martínez Román, usted no se va a morir, a usted le queda mucho por vivir. Se tiene que casar con esta Chiquita que esta aquí, van a tener hijos, vamos hacer muy felices.
Todo paso tan rápido el electrocardiograma dejo de hacer bip-bip para cambiar a un bip.
-¡Doctor!-Estaba muerta de miedo, prefería que la que se estuviera muriendo fuera yo no el-, ¡Doctor! ¡Una enfermera! Chiquito no te vayas, no me dejes-Lo tambalee-, ¡Reacciona!
-Señorita, quítese-Me aparto la enfermera.
El Doctor empezó hacer todo lo posible, pero dejo todo eso y dijo lo que no quería escuchar.
-Ya no hay nada que hacer, a muerto-Las lagrimas me caían, una por una, Deborah, la madre de Juan se desmayo, yo solo entre a la habitación y lo abrase. No creía que mi único amor allá muerto. Me sentía sola, mi corazón no estaba, el se fue y junto a el se llevo mi corazón. Nunca olvide ese momento, me tomo 1 año y 4 meses reponerme. No estudiaba, no bebía, no comía, no dormía. Solo pensaba, pensaba en ese 16 de Agosto del 2007. Ese día que mi corazón dejo de latir.
----------------------------------------------------------